Nutrición » Bolsa o recipiente: ¿cuál elegir para congelar comida?

Bolsa o recipiente: ¿cuál elegir para congelar comida?

agosto 26, 2014

• Si uno tiene la precaución de que tanto los recipientes de plástico no se encuentren dañados y sus tapas sean herméticas, o que las bolsas (tanto las herméticas como las convencionales) también estén en buen estado, sin agujeros, manchas y al mo­mento de cerrar el empaque para congelar su abertura se encuentre bien cerrada, lo que impida el ingreso o la formación de hielo en su interior, se puede optar tran­quilamente por cualquiera de las dos opciones.

• También podemos utilizar papel de aluminio o las hojas de plástico separadoras.

• Con respecto al vidrio, hay que tener mucho cuida­do, e inclusive no es tan recomendable freezar en él, dado que las temperaturas extremas pueden causar su ruptura, echando a perder el alimento por completo además de crear un caos en el congelador. Otro gran problema que puede pro­vocar la rotura del vidrio en el congelador es la expan­sión de la comida durante el congelamiento, por lo que si no hay espacio suficiente en el recipiente, la presión romperá dicho cristal. Los líquidos se expanden más rápido que los sólidos, por lo que nunca debe congelar bebidas en envases de vidrio.

• Si llega a observar hielo dentro del empaque, tocando o cubriendo el alimento es porque seguramente se rompió la cadena de frío y el líquido celular se transformó en hielo. Esto generalmente sucede porque no se quitó el aire adecuadamente o porque el material con que se envolvió no fue lo suficientemente impermeable para impedir su deshielo.

La opinión de la especialista

Lic. Luciana Schiappacasse, nutricionista.

Ante todo, debemos tener un control de nuestro congelador. Saber que su funcionamiento es el adecua­do y que conserva bien los alimentos. Inclusive evitando la mezcla de olores tanto del resto de los alimentos como de los recipientes.

A diferencia de los freezer, los congeladores funcionan mejor cuando están llenos y sin mucho espacio entre los alimentos.

Es importante proteger los alimentos para evitar quemaduras de congelación utilizando bolsitas especiales y recipientes de plástico.

Nunca introduzca alimentos calientes en el congelador ya que aumentaría la temperatu­ra interna afectando negativa­mente a otros alimentos. Deje enfriarlos por completo antes de congelarlos.

Cuando decidamos freezar alimentos crudos, siempre es preferible optar por aquellos que estén bien frescos. De esta manera sus nutrientes se conservarán más, y al momento de descongelar y cocinar, su pérdida no será significativa.

No es recomendable dejar varios días un producto en la heladera y después optar por congelarlo.

Asegúrese de que los ali­mentos congelados se hayan descongelado por completo antes de cocinarlos.

Los alimentos que se han congelado y desconge­lado nunca deben volver a congelarse.

Si tiene el freezer lleno, vaya controlando las fechas de vencimiento de sus etiquetas. También es muy recomendable a los productos caseros ponerles el tiempo estimado de conservación para que no se nos echen a perder.

Comments are closed.