Nutrición » Cómo alimentarse antes y después del ejercicio

Cómo alimentarse antes y después del ejercicio

diciembre 16, 2015

La nutrición juega un papel fundamental: pan, pastas, yogur o frutas entre 4 y 1 hora antes de moverse brindan la energía necesaria para mejorar el rendimiento.

La forma en que nos alimentamos influye notablemente en la práctica de la actividad física. Los alimentos pueden mejorar el desempeño, ya que aportan el combustible energético que se necesita para realizar una actividad deportiva de manera óptima. “Sin embargo, si no elegimos bien qué comer antes y durante el esfuerzo, podemos sufrir efectos indeseables, desde malestar gastrointestinal hasta descompensaciones de consideración”, explica la Lic. Gancedo, nutricionista deportiva.

¿Qué comemos?

La especialista destaca que “es importante realizar una comida entre 4 a 1 hora antes de la actividad. Ésta debe contar con alimentos que ofrezcan un buen aporte de hidratos de carbono y que sean de fácil digestión como pan, pastas, yogures y jugos de frutas, entre otros”. Además “es importante seguir una alimentación saludable diariamente que incluya 4 comidas al día y alimentos de todos los grupos que aporten los nutrientes necesarios para lograr un estado de salud óptimo”, consignó la nutricionista.

Luego del ejercicio hay que recuperar el combustible que gastamos. Se aconseja consumir alimentos con hidratos de carbono y proteínas como un yogur o un sándwich de queso y tomate.

La opinión de la especialista

Consejos para mejorar el rendimiento y sentirse mejor:

• Entre 1 a 4 horas antes del ejercicio, comer alimentos que aporten hidratos de carbono, tales como pan, copos de  cereal, jugos de frutas o yogur.

• Evitar probar alimentos y/o bebidas nuevas si va a correr una carrera o hacer un deporte exigente.

• Si el ejercicio va a durar menos de una hora, no es necesario incorporar alimentos y/o bebidas con hidratos de carbono durante la actividad.

• En la comida post ejercicio, conviene incluir lácteos, verduras y frutas, cereales o legumbres y carnes o huevo.

• Hacer como mínimo cuatro comidas en el día e incorporar alimentos de todos los grupos nutricionales: verduras y frutas, cereales y legumbres, lácteos, carnes, huevos y aceites.

• Consumir diariamente 2-3 porciones de lácteos (1 porción: 1 vaso de leche o yogur, 1 porción chica de queso fresco, 6 cucharadas de queso untable).

• Recordar hidratarse antes, durante y después del esfuerzo físico.

Comments are closed.