Buenas Noticias » “La incontinencia urinaria sigue siendo un tema tabú y no hay reales registros en la salud pública”

“La incontinencia urinaria sigue siendo un tema tabú y no hay reales registros en la salud pública”

octubre 28, 2016

Diana Vahos, enfermera profesional asegura que mucha gente no lo informa y queda fuera de cualquier registro, por lo que no hay claridad respecto a la cantidad real de personas afectadas y por lo mismo no acceden a tratamientos. La enfermera profesional y experta en el manejo de heridas y cuidados del adulto mayor, enseña además cómo tratar las heridas, para mejorar la calidad de vida de aquellos que hoy viven postrados.

La incontinencia urinaria continúa siendo un tema tabú para la población mundial. Hoy no existe un comportamiento diferente ni entre los continentes, ni los países, ni mucho menos en Chile, algo que trae como consecuencia la existencia de un subregistro en los índices de salud pública, ya que las personas no consultan a los especialista y en la mayoría de los casos porque ven la condición como un aspecto normal del proceso de envejecimiento.

img-20161020-wa0003Así lo explica Diana Cecilia Vahos, enfermera profesional, especialista en el manejo avanzado de heridas y Jefa de servicio al cliente de TENA Colombia, quien asegura que las cifras actuales, conociendo el Subregistro, oscilan en 4,4% de la población mundial con incontinencia, dentro de los cuales, aproximadamente el 75% de los casos son mujeres y el 25% hombres.

Diana, señala que las principales causas de incontinencia femenina son los embarazos, múltiples partos, ya sea por vía vaginal o abdominal (cesárea), la menopausia, o haber sido sometida a intervenciones quirúrgicas en la zona pélvica que debilitan los músculos pélvicos.

En el caso de los hombres, en tanto, la principal causa es la Hipertrofia prostática Benigna.

HERIDAS Y TRATAMIENTOS

Diana Vahos expuso en Chille durante la “Aprendiendo sobre la Incontinencia Urinaria” organizada por TENA Chile, sobre las heridas que se producen en nuestra piel, principalmente en el caso de personas postradas y cuál debe ser el mejor manejo para éstas.

Existen múltiples condiciones que pueden lesionar nuestra piel y causar heridas desde leves hasta muy grave. Esta condición es independiente de la edad y está muy relacionada con posibles traumatismos, o con otras patologías de base que tenga el paciente como por ejemplo: insuficiencia venosa o arterial, diabetes, enfermedades autoinmunes, entre otras. La mejor forma de prevenir, es tener controladas sus enfermedades y consultar al especialista cuando se observe cualquier anomalía en el cuerpo.

Sobre el conocimiento que hoy tienen los cuidadores (personas, como familiares, encargados del cuidado de una persona de la tercera edad o postrado por alguna enfermedad), asegura que desafortunadamente, el manejo de heridas ha sido tratado de una manera muy olímpica, ya que este conocimiento no está incluido en los manuales ni de enfermería ni medicina.  Por lo tanto, los cuidadores tienen muy poco conocimiento en cuanto al manejo que debe hacérsele a un paciente con heridas, tratándolas empíricamente y complicando el proceso de cicatrización.

 ¿Cómo podemos mejorar la entrega de la información?

Considero que una de los momentos más importantes del proceso de hospitalización de un paciente es precisamente la educación que se le brinde a éste y a su grupo familiar, con el fin de prevenir posibles complicaciones. Por lo tanto, desde el mismo momento en que un paciente ingrese a un servicio de hospitalización, debería ser abordado por un grupo de personas que se enfoquen en enseñar al paciente y su familia, el manejo de su enfermedad, la detección precoz de posibles complicaciones y los signos de alarma, con el fin de prevenir. Esta educación no debe dejarse para el final de la hospitalización, ya que es mucha información.

 La representante de TENA (www.tenachile.cl/), dice también que los errores más comunes están relacionados con los tratamientos empíricos y caseros, donde los pacientes por el miedo que les genera la herida, utilizan elementos como café, plantas, azúcares, que lo que hacen es empeorar el proceso de cicatrización.

 Si las heridas son manejadas con tecnología, la calidad de vida del paciente y su familia mejora en una gran proporción, ya que mejora el dolor, mejora el mal olor generado por la exudación de las heridas, mejora el aspecto físico de la herida y se alcanza la cicatrización.

 ¿Qué rol juegan los productos que encontramos actualmente en el mercado en cuanto a protección, seguridad y prevención?

Para la cicatrización de heridas, hoy contamos con un amplio portafolio de productos, cada uno con un enfoque según las necesidades específicas de cada paciente y cada herida. Estos avances en tecnología para la cicatrización de las heridas, ayudan enormemente a que el proceso sea mucho más llevadero, y a que los resultados esperados se vean más rápidamente. Sin embargo, para la prevención no son adecuados, ya que los apósitos están fabricados para la cicatrización; para el tema de prevención, es muy importante que el paciente aprenda a manejar su enfermedad de base, a mantenerla compensada, pues esta es la única manera de prevenir la aparición de las heridas.

Más información en https://www.facebook.com/TenaChile/

Comments are closed.